Uncategorized

Le Train Bleu, mucho más que un restaurante en París

  • By
  • diciembre 30, 2020

Era 1900 y París se preparaba para albergar una nueva Exposición Universal.. Y como suele ocurrir en esos eventos, se suponía que debía salir de la ciudad con edificios emblemáticos construidos para esa ocasión, como fue el caso del Grand y Petit Palais erigidos como recinto ferial. Pero, además de estos pabellones, se construyó y renovó otra infraestructura parisina.

Gare de Lyon

Entre ellos se encuentran Gare de Lyon, una estación de tren París-Lyon-Marsella que El arquitecto Marius Toudoire ha sido completamente restaurado, dándole una gran fachada y una enorme Torre del Reloj que alcanza los 64 metros de altura..

Gare de Lyon y su torre del reloj

Gare de Lyon y su torre del reloj

Pensando aún hoy en la fachada monumental, podemos pensar que el arquitecto imaginó toda la estación como si fuera un enorme palacio, con un amplio vestíbulo abierto a un patio pavimentado en forma de plataforma para viajeros. Sin embargo, en cada palacio debe haber un gran salón listo para deslumbrar a los visitantes. Bueno, en este caso es el restaurante Le Train Bleu, que abrió el próximo año y todavía se puede visitar hoy en el primer piso de la estación.

Un restaurante que es un monumento al arte

El restaurante se ha mantenido casi idéntico a su origen, incluso cuando tuvo que ser salvado de la demolición a mediados de la década de 1960 por el aclamado Ministro de Cultura francés André Malraux. También es cierto que en 2014 fue objeto de una profunda restauración que le devolvió todo su esplendor. De hecho, Le Train Bleu cuenta actualmente con la categoría Art Monument, lo que es garantía para su conservación.

Comedor Train Bleu

Comedor Train Bleu

En resumen, comer aquí es más que asistir a un banquete de platos verdaderamente franceses. Sentarse en estas mesas puede estimular el paladar, pero sobre todo excita la imaginación al contemplar la escena.

Excursión a la Belle Époque

Aquí todo huele, los sabores provienen de la época de la mítica Belle Époque en París, cuando la capital francesa era la capital mundial del arte.. El mismo año en que abrió este restaurante, Rodin estaba trabajando en su escultura de mármol Kiss, o Georges Meliés estaba refinando ideas para su película Journey to the Moon, en parte inspirada en las historias de Jules Verne, quien era un autor respetado en París. O el mismo año en que murió Toulouse Lautrec, quizás el pintor que mejor reflejó ese momento.

tren Bleu

Siempre hay flores frescas en la mesa.

En este ambiente de cultivo creativo, se diseñó el restaurante Le Train Bleu, que también se construyó según los planos de Toudoire, pero para su decoración tenían un amplio equipo de profesionales y artistas. Entre ellos, crearon cuidados para muebles de madera, lámparas de vidrio, tapizados, molduras u oro que adornan un gran restaurante. Varios pintores participaron en la decoración del techo.. Algunas pinturas que podrían pensarse que son frescos, pero en realidad los lienzos están perforados por paredes, techos y bóvedas.

Cuadros en la cúpula de uno de los dos comedores del tren Bleu

Cuadros en la cúpula de uno de los dos comedores del tren Bleu

Hay hasta 41 escenas en las que se pueden ver paisajes cruzando los trenes París-Lyon-Marsella. Todos ellos de carácter muy decorativo, como es típico del estilo Art Nouveau en el que están pintadas. En definitiva, uno se sienta a comer o cenar y apenas se nota lo que están sirviendo en un plato, porque la vista está inevitablemente centrada en todo ese ambiente, capaz de llevarnos al sueño de otra época.

Comentarios famosos

Esta capacidad de despertar la imaginación y la admiración se manifiesta en cualquier comensal que se acerca o acude a estos salones. Además, por aquí pasaron miles y miles de personas y de cualquier procedencia, teniendo en cuenta su lugar en la estación de tren. Así que todos, viajeros, abogados, empresarios o simples turistas, lograron encender la llama creativa ubicada detrás de estas mesas.

Periodo de muebles

Periodo de muebles

Aquí, ahora tenemos que imaginar esos efectos en los personajes más famosos que se han manifestado apasionadamente hacia este restaurante, su cocina y decoración. Personajes de cualquier disciplina artística, desde de la diseñadora Coco Chanel al escritor Jean Cocteau, pasando por Salvador Dali, la actriz Brigitte Bardot o el cineasta Luc Besson que vino aquí para rodar escenas de algunas de sus películas.

Atmósfera de tiempo

Atmósfera de tiempo

Mirando al siglo XXI

Los dos comedores de Le Train Bleu se abren con enormes ventanales, por un lado a la Place Louise Armand donde se encuentra la fachada de la Gare de Lyon, y por el otro al vestíbulo y el andén de la estación..

Y sí, afortunadamente, los bocadillos en la mesa junto a estas ventanas revelarán el contraste de lo más sugerente. Si miras al techo, puedes admirar las pinturas que evocan el sur de Francia a principios del siglo XX, mientras que si nos volvemos hacia la ventana saltamos con el tiempo, porque ante nuestros ojos descansa la gran joya del actual ferrocarril francés, el TGV.

El restaurante tiene vistas al vestíbulo de la Gare de Lyon.

El restaurante tiene vistas al vestíbulo de la Gare de Lyon.

Los trenes que se encuentran dentro del alcance de los ferrocarriles convencionales son los más rápidos del mundo porque alcanzan velocidades de hasta 320 km / h. Los trenes que conectan la mayor parte del territorio francés y el de la Gare de Lyon conectan la capital gala con el sur del país, pero también con Suiza o Italia. Próximo, en las mismas plataformas también encontramos trenes de alta velocidad que conectan París y Barcelona varias veces al día.

De todos modos, mire donde mire, Le Train Bleu es más que un simple restaurante. Un lugar para viajeros de nuestro tiempo con el enorme encanto de proponer un delicioso viaje virtual, tanto hacia el pasado como hacia el futuro.

TGV moderno en la histórica Gare de Lyon

TGV moderno en la histórica Gare de Lyon

Información útil

Restaurante LE TRAIN BLEU

Gare de Lyon

Place Louis Armand

75012 París

Http://www.le-train-bleu.com

Capacidad para 200 personas

Precio medio menú: 65 euros

TGV Francia-España

Renfe – SNCF en cooperación une 21 destinos de los dos países, incluidas cuatro conexiones diarias entre Barcelona y París.

Duración del viaje: 6 horas y 19 minutos.

Https://www.renfe-sncf.com

Traducido por: Raquel Sanchez

No Comments Found

Leave a Reply